Cómo recorrer paso a paso la costa atlántica colombiana desde Barranquilla | Blog Ayenda Rooms
22230
post-template-default,single,single-post,postid-22230,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-3.1,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.7,vc_responsive

Cómo recorrer paso a paso la costa atlántica colombiana desde Barranquilla

A nivel turístico, Colombia es muy conocida por la majestuosidad de la Cordillera de Los Andes, sus llanos y su cuota de la selva amazónica, sin embargo, eso no es lo único que tiene este país suramericano para ofrecer a todos aquellos que quieran ver la belleza de esta parte del mundo. Colombia posee una vasta costa bordeada por el inigualable Mar Caribe, y haciendo de la región caribeña uno de los parajes más especiales e importantes en todo el país.
Y es que el ambiente tropical y brillante que otorga su proximidad al Caribe, hace de la costa atlántica uno de los atractivos más grandiosos para los turistas locales y extranjeros que quieran conocer y llenarse del calor Colombiano.
Pero recorrer la costa atlántica es una tarea que requiere planificación para que conozcas cuáles son los mejores sitios a dónde ir, cuáles corresponden a la Región Caribe, cuáles son las formas más prácticas para llegar a los lugares que decidas visitar y qué tienen para ofrecerte. Pero no te preocupes, desde Ayenda Hoteles, hemos preparado para ti este artículo en el que te explicaremos todo lo que necesitas saber para embarcarte en este viaje asombroso por los mejores parajes tropicales del Caribe colombiano.
Y te preguntarás: ¿desde dónde arrancar este viaje? Pues, te mostraremos cómo transitar la costa atlántica desde una de las ciudades insignes del Caribe en Colombia: Barranquilla, tierra exótica llena del calor, amabilidad y ambiente caribeño que tanto buscan los turistas al llegar al país neogranadino. Así que si tus planes son visitar ‘La Arenosa’ (nombre popular de Barranquilla) o te encuentras en ella, no puedes dejar de hacer este recorrido.

Y ¿cómo es la costa atlántica?

Sí, la costa atlántica es extensa y agrupa a varios departamentos del norte de Colombia, también se le conoce mayormente como la Región Caribe, y en ella están incluidas las ciudades: Riohacha (Guajira), Santa Marta (Magdalena), Valledupar (César), Barranquilla (Atlántico), Cartagena (Bolívar), Sincelejo (Sucre), Montería (Córdoba).
Existen subregiones dentro de la Costa Atlántica que moldean de forma importante toda la geografía de la región, tales como: la Península de La Guajira, Sabanas de Córdoba, Sucre y Bolívar, valles aluviales de los ríos Sinú y alto San Jorge, depresión momposina, la Región de La Mojana, los valles del alto Cesar y del alto Ranchería, Sierra Nevada de Santa Marta, el delta del río Magdalena, los Montes de María, el Golfo de Urabá y las aguas territoriales en el Mar Caribe.

Se caracteriza por lo mismo que lleva su nombre: el Mar Caribe y el Océano Atlántico. Las costas tienden a tener playas de aguas claras y arena blanca o un poco más amarillenta, con un clima un tanto más soleado y caluroso.
La gente del Caribe es amable, cálida y servicial, lo cual también caracteriza a esta región del país neogranadino y contribuye al turismo tanto regional como internacional, pues quien visita estas partes de Colombia suele sentirse a gusto y con muchas ganas de regresar, y hasta de quedarse.
La gastronomía es variada y hay muchos platillos autóctonos que dejan al paladar con ganas de más. Está basada mayormente en platos o comidas a base de mariscos, pescados, pollo, carnes de res y cerdo, además de verduras como yuca, ñame y plátano.
En la Región Caribe predomina la preparación de sancochos, con gran variedad de estilos, hechos desde costillas de carne de res, pescado, gallina, guandú, mondongo, entre otros. Además, se consumen arepas de maíz, empanadas, carimañolas, patacón, bollos de maíz y de yuca, butifarras, buñuelos de frijol, yuca o maíz, tamales o el cayeye.
Entre las bebidas más consumidas están las cocadas, el raspao o el agua de panela. Una característica de todo lo que se consume en el área del Caribe colombiano, es que es muy similar a la gastronomía venezolana.
A nivel musical, bailarás cumbia cuando visites la costa atlántica, pues es el género musical más predominante de la región. En este estilo, predominan en mezclas las melodías y ritmos de etnias indígenas y africanas.

Saliendo a conocer la Región Caribe

Iniciamos el recorrido en Barranquilla. La Arenosa es una de las ciudades favoritas a visitar por cualquier turista tanto colombiano como extranjero. Es la capital del departamento del Atlántico, y uno de los cinco distritos colombianos más importantes junto a Bogotá, Cartagena de Indias, Santa Marta y Buenaventura.
A pocos minutos de Barranquilla, en los municipios vecinos de Puerto Colombia, Tubará y Juan de Acosta, se encuentran algunas de las mejores playas de todo el departamento del Atlántico.
Las playas Pradomar, Puerto Velero, Salgar, Punta Roca, Sabanilla y Puerto Caimán, se pueden encontrar en Puerto Colombia, todas entre 15 a 30 minutos del centro de la ciudad de Barranquilla. Debido a la gran practica del turismo, la oferta hotelera en esta zona es de las más altas, con establecimientos como el Hotel Pradomar o el Hotel Puerto Colombia, de los cuales puedes conseguir alojamiento desde los 100.000 pesos colombianos (US$ 30) a los 212.000 pesos colombianos (US$ 63) mínimo.
Por su parte, en Tubará está el balneario de Puerto Velero, donde puedes hospedarte en hoteles u hostales por precios que van desde los 120.000 pesos colombianos (US$ 36), y puedes encontrar otros paraje turísticos como el Volcán del Totumo, el cerro de Piedra Pintada y del Chorro de San Luis Beltrán, todo a pocos kilómetros de Barranquilla. Además, en Juan de Acosta, no puedes perderte las playas de Santa Verónica o el Parador Turístico de Santa Veronica, conocido como el Sombrero Vueltiao, donde se puede comer lo mejor de la comida caribeña.
Puedes movilizarte dentro de estos parajes colombianos a través de taxis, en Barranquilla, la tarifa mínima ronda los 6.000 pesos colombianos (US$ 1,83), pero sufre recargos por distancia, horas nocturnas y días festivos. Además, también puedes hacerlo a través de autobuses del sistema público o de líneas privadas intermunicipales.
Un punto muy especial que también puedes visitar es Bocas de Ceniza, a 15 minutos del centro de la ciudad, donde convergen las aguas dulces del Río Magdalena (muy importante para gran parte de la región) y las saladas del Mar Caribe. Allí hay kioscos y restaurantes que ofrecen platillos y aperitivos a los turistas, además de paseos en el agua.

Ahora vamos a Cartagena

De Barranquilla saltamos a Cartagena de Indias, capital del departamento de Bolívar, y la ciudad más visitada por turistas en toda Colombia. En ella, las playas mezcladas con la imponencia de una ciudad llena de historia colonial, modernidad y áreas exclusivas convergen en un punto inigualable que todos los que visitan el país no pueden perderse.
Hay muchos lugares que se pueden visitar en Cartagena, algunos de ellos son: Las Murallas de Cartagena, el Castillo San Felipe de Barajas, la Plaza de La Aduana, el Fuerte de San Sebastián, el Fuerte de San Fernando, el Palacio de la Inquisición, la Torre del Reloj, San Pedro Claver, el Monumento a la India Catalina, entre otros.
Cartagena es un destino caro, sin embargo, hay opciones diversas que la hacen disfrutables tanto para quienes hacen turismo de lujo e incluso para el estilo mochilero.
La muestra de esto es que quienes quieran exclusividad pueden hospedarse en el barrio más lujoso: Bocagrande, donde hay hoteles cinco estrellas como el GHL Corales de India con alojamientos que van desde los 270.000 pesos colombianos (US$ 82). O también puedes hacer tu estadía en barrios como Getsemaní, con una movida nocturna interesante, pero mucho más económico y aún manteniéndote en un área segura, además, encontrando hostales como Casa Mary, con precios que van desde los 125.000 pesos colombianos (US$ 38).
Para llegar a Cartagena de Barranquilla, debes tomar la Vía al Mar que conecta a ambas ciudades o la Troncal del Caribe, puedes ir en automóvil o en un autobús de una línea que salga desde el terminal de transporte y que cobran entre 12.000 a 20.000 pesos colombianos (US$ 3,64 – US$ 6). La distancia que las separa se cubre en unas 2 horas y 30 minutos aproximadamente.

Saltando hasta Sincelejo y Montería

corriendo unas 3 horas y 15 minutos aproximadamente por la Troncal del Caribe desde Cartagena, se llega hasta Sincelejo, capital del departamento de Sucre. Un sitio conocido por las fiestas del 20 de enero, donde al ritmo del porro y el fandango, hay desfiles de carrozas y fandangueras, además de otras actividades culturales muy folclóricas de la zona.
Otras actividades reconocidas que existen son el Festival Nacional de Gaitas, que se hace en el municipio Ovejas, y el Reinado Nacional del Sombrero Vueltiao, en Sampués, además, puedes visitar el Santuario El Corchal ‘Mono Hernández’ donde hay gran variedad de fauna y flora, o las Islas del Rosario y de San Bernardo.
A Sincelejo se le conoce como ‘Capital Cebuísta de Colombia’ por su alta actividad ganadera y agricultora. Se puede llegar a ella desde Cartagena a través de la vía terrestre por autobuses que tienen tarifas que van desde los 28.000 a los 39.000 pesos colombianos (US$ 8,55 – US$ 11,91).
Pero desde allí, se puede saltar a otro punto de la costa atlántica que es muy conocido: Montería, capital del departamento de Córdoba, y considerada la capital ganadera de Colombia.
Por la Carretera 25 solo hay un poco menos de dos horas de distancia entre ambas ciudades, y por 19.000 pesos colombianos (US$ 5,80) puedes viajar en una línea de autobús interdepartamental desde Sincelejo a Montería.
Montería se ha convertido en un ejemplo colombiano en cuanto a sostenibilidad ambiental, un punto muy importante, dado que en Colombia existe gran biodiversidad que debe ser protegida. Su atractivo turístico principal es la Ronda del Sinú, el parque lineal más grande de Latinoamérica y que está cercano al río Sinú.
Otro de los sitios que no puedes perderte en Montería son: el Muelle turístico en el río Sinú, el Parque Simón Bolívar, el Parque de los Sueños, El Puente Metálico Gustavo Rojas Pinilla, el Pasaje del Sol, y Las Cascadas de Morindó.
También está San Antero, a una hora de Montería en Córdoba, una zona única en el país y América Latina, pues allí crecen cinco tipos de manglar. Además en ella está la desembocadura del río Sinú con el mar Caribe. Playa Blanca hace más especial el lugar, en la Bahía de Cispatá, con sus aguas y arena claras.
Las playas de San Bernardino del Viento y el Zoológico de Caimanes son parte de lo especial que se puede apreciar a pocos kilómetros de Montería.

¿Y Santa Marta?

¡Pues no la hemos olvidado! Hay ocho horas de distancia entre Montería y Santa Marta, la capital de Magdalena, si vas vía terrestre. Mientras que si te subes al avión, puedes llegar en la mitad del tiempo haciendo escalas en Bogotá o Medellín (mucho más rápido, en un par de horas).
Si decides viajar en bus, puedes encontrar billetes desde los 69.000 pesos (US$ 21). Ahora, si decides volar realizando las escalas, puedes comprar boletos por unos 660.000 pesos colombiano (US$ 196) aproximadamente.
¿Y qué puedes hacer en Santa Marta? Pues mucho. Rodeada de la Sierra Nevada y el mar Caribe, esta ciudad es muy especial. Se trata de una de las más antiguas de Colombia.
El Parque Nacional Tayrona o el barrio El Rodadero, uno de los más exclusivos y con la mejor oferta gastronómica y nocturna de Santa Marta, son algunos de los sitios que te puedes perder. Además, hay playas hermosas como la de El Rodadero. Entre el hospedaje, hay de toda clase, y entre las buenas ofertas está el Hilton Garden Inn Santa Marta, por 244.644 pesos colombianos (US$ 74) la estadía.
Pagando unos 25.000 pesos colombianos (US$ 7,63) y recorriendo casi cuatro horas por la Troncal del Caribe, puedes llegar de Santa Marta a Riohacha, en La Guajira, conocida como ‘La Fénix del Caribe’.
Allí se realiza mucho el turismo cultural, dada la mezcla cultural que hay en la zona, sin embargo, es un lugar my rico y con mucho potencial turístico por todas sus bondades naturales. Tiene playas vírgenes y urbanas como Marbella, Del Guapo, La Boca, Valle de los Cangrejos, La Raya, o Playa del Muelle.
Hay sitios muy interesantes como su propio centro histórico o el Paseo de La Marina, la Laguna Salada o el Santuario de fauna y flora ‘Los Flamencos’.
Toda una ruta cargada de mucha cultura, sol, mar, arena e incluso ríos y montañas. La Costa Atlántica es un trayecto que merece ser recorrido, así que reúne, planifica y arma tus maletas para salir de viaje y conocer y vivir lo mejor del Caribe colombiano.

¿Te Gustó? Compártelo

No hay comentarios

Escribe un comentario